Doctor mi hijo tiene lechina. (Varicela)

Bienvenido a mi blog, gracias por tu visita. Te invito a leer el artículo completo y dejar tu comentario al final. Ah! y si no es molestia compartelo con tus amigos... Vamos que no cuesta nada.

Doctor mi hijo tiene lechina. (Varicela)



            ¿Sabias que la lechina y la varicela es la misma enfermedad? Hoy te cuento sobre la varicela o como la conoce la mayoría: la lechina.

¿Varicela o lechina?  

            La varicela es una enfermedad viral, aquí en Venezuela es conocida como lechina. Como vi en otro blog por allí, la lechina la contraen solo los venezolanos jaja. El porqué le llaman así, no lo sé a ciencia cierta, pero me imagino que será por las vesículas, que secretan un líquido lechoso y de ahí sacarían ese nombre.

            Algunas personas tienden a confundirse, diciendo que son dos enfermedades distintas. La varicela no repite, por la formación de anticuerpos (aunque el virus queda vivo alojado en los nervios, pudiendo producir la culebrilla o varicela zoster), pero los pacientes llegan diciendo: "a él le dio lechina, pero varicela no le ha dado", es cuando les explico que es la misma enfermedad con distinto nombre.

¿Como sabemos que es lechina?

            Bueno, expliquemos un poco la evolución de la lechina para los que aún no la han visto o no la conocen; comienza con malestar general, fiebre, dolor de cabeza, como si fuera un cuadro gripal. Posteriormente, aparecen máculas (manchas), que pasan a ser pápulas, luego vesículas y finalmente se convierten en costra.
lechina o varicela

            Este proceso se va dando en distintos tiempos, por lo que podemos ver las cuatro lesiones juntas, es decir, en un mismo momento podemos encontrar máculas, pápulas, vesículas y costras. Esta presentación es una de las cosas que facilitan el diagnóstico y a esto se pueden agregar las pústulas que aparecen cuando las lesiones se infectan.

Mama me pica todo

            Estas lesiones son extremadamente pruriginosas, por lo que vemos a los pacientes desesperados como si tuvieran escabiosis. Lo malo de esto, es que las lesiones pueden dejar cicatrices si se molestan mucho, a más de uno la mamá o la abuela le habrá dicho: "no te rasques que te va a dejar marcada toda la cara".

            Su diagnóstico es sencillo, de hecho generalmente los pacientes llegan diciendo que tienen lechina y solo van para confirmarlo o para que les demos el reposo. La enfermedad es bastante benigna, remitiendo en aproximadamente diez a 15 días completamente.

Casos especiales de lechina

            Las complicaciones de la varicela suelen verse principalmente en personas adultas, donde generalmente es más exagerada, incluso al grado de necesitar hospitalización y el uso de antivirales endovenosos.

            Otro caso particular, son las embarazadas que no han presentado varicela anteriormente, ya que contagiarse durante el embarazo puede traer complicaciones y malformaciones en el feto, por lo que debe tenerse mucho cuidado de estar cerca de personas con la enfermedad.

Una doctora precavida

            Una vez me toco ver a un paciente adulto, que iba a consulta con la internista para que le diera el reposo, pero había un detalle, la doctora estaba embarazada y no había pasado por la varicela, por lo que me dijo para qué lo examinará y verificará la parte respiratoria que es la principal complicación.

            El paciente estaba minado de vesículas en la cara, no había visto una lechina tan exagerada como esa, la espalda y el abdomen también estaban con muchas lesiones diversas. Él refería algo de dificultad para respirar, sin embargo, su examen físico, fuera de las abundantes lesiones, estaba dentro de límites normales.

Los médicos estamos expuestos a la varicela

            Los médicos que no han pasado por la varicela en la infancia, están expuestos a contagiarse, ya que su transmisión es muy fácil, de hecho mi compañera de rural estuvo de reposo por unas semanas, porque se contagió.

            Una compañera durante el pregrado, saliendo del virus del chicungunya paso a tener varicela, también estuvo varias semanas de reposo, en ese momento estábamos en la pasantía por pediatría y la doctora la mando para la casa a penas la vio.

¿Qué tengo que hacer en caso de lechina?

            El tratamiento está destinado a aliviar el malestar y disminuir la picazón. Se utiliza acetaminofén o paracetamol para tratar los síntomas de malestar y para la fiebre, pueden indicarse antialérgicos para disminuir un poco la reacción, y anti-pruriginosos para aliviar la picazón.

            Aquí en Venezuela, sobre todo en el área rural, tienen todo tipo de preparados para este mal; que si agua de granos, que si hojas de pata de ratón (un árbol), mata de no sé qué y así un sin fin de remedios caseros.

        Tú, ¿qué has escuchado de la varicela o lechina?

          Si te gusto este artículo, no olvides compartirlo en tus redes sociales, si quieres seguirme puedes hacerlo utilizando los botones de la barra lateral y no olvides dejar tu opinión...

No hay comentarios.